Explicaron alcances del nuevo Paseo del Bajo

Guia 17 de mayo de 2019 Por
Empresarios del transporte de cargas y de pasajeros recibieron explicaciones sobre los modos de operar sobre la futura autopista del Paseo del Bajo. Muchas empresas de Rafaela y la región deberán utilizar esta nueva vía.
PAGINA 30

El principal objetivo de la autopista en el Paseo del Bajo, en la zona portuaria de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires será eliminar el tránsito pesado de la vialidad urbana, aseguró la directora general de Tránsito y Transporte del Gobierno porteño, Eva Jokanovich, quien encabezó la presentación de la futura autopista exclusiva para vehículos pesados a empresarios del transporte de cargas y de pasajeros que se realizó ayer en el auditorio de la Federación Argentina de Empresarios del Autotransporte de Cargas (Fadeeac).
La funcionaria estuvo acompañada por la coordinadora de Grandes Obras y Eventos de esa dirección, Daiana Zafran, y el jefe de Seguridad Vial de Autopistas Urbanas SA. (Ausa), Luis Delgado, quienes dieron precisiones sobre el diseño y la forma en que se operará en el trazado.
Zafran explicó que el sistema de poco más de siete kilómetros tendrá tres nodos, que no tendrán vías alternativas de ingreso. El Sur que implicará el acceso desde las Autopistas Buenos Aires-La Plata y 25 de Mayo, donde los vehículos pesados deberán cruzarse hasta el carril derecho para entrar a la nueva vía.
Los otros dos serán el de Retiro, donde los micrómnibus de larga distancia saldrán e ingresarán hacia la Terminal a nivel con sectores en los que se colocarán semáforos, y el Norte que involucrará a la Autopista Illia y el Puerto.
Los especialistas explicaron que la ruta tendrá cuatro salidas de emergencia, con puertas auxiliares cada 500 metros que permitirán realizar by pass o trayectos contracarril para evitar cortes. Además, Delgado informó que las emergencias se atenderán en los números *287 y *140.
Precisó que el trazado tendrá una altura de 5,10 metros, carriles de 3,50 metros, con banquinas de 2,20 y veredas para el uso de conductores y pasajeros durante posibles vicisitudes. En otra línea, consignó que la velocidad máxima será de 60 kilómetros por hora, con peajes sin cabina por sistema de lectura automática y tarifa plana de 70 pesos para todo tipo de vehículo y horario.
Los empresarios plantearon a los expositores algunas de sus dudas de la operación sobre el trazado, en cuanto a las formas de acceso –especialmente desde la zona de La Boca y Avellaneda, los permisos especiales para camiones que excedan los tamaños previstos o para vehículos de custodia, el ángulo de pendiente de los ingresos.
Además de los dirigentes de las Cámara que componen la Fadeeac, estuvieron representantes de las entidades que nuclean a los empresarios del autotransporte de pasajeros de larga distancia, la Asociación Argentina del Transporte Automotor (Aaeta) y la Cámara Argentina de Larga Distancia (Celadi).

Te puede interesar