Claves para obtener buenos precios en salida de tambo

Agro 09 de mayo de 2019 Por
PAGINA 16
Una correcta higiene de la ordeñadora contribuye al resultado final del proceso.

Por Ing. Rodolfo Berca (*). Si bien el productor tambero no es el que fija el precio de la leche que provee a la industria, sí puede producir bajo deteminados parámetros que le permitan obtener el máximo de bonificaciones en la calidad higiénico-sanitaria de la liquidación de la leche del mes, obteniendo de ese modo el máximo del precio fijado por la empresa láctea a la que entrega su producción. Para ello doy algunas recomendaciones a cumplir que son importantes para la economía de sus tambos.

Rutina de ordeño

1)-Lavado y masaje del pezón durante 20 segundos. El estímulo previo al ordeño mediante un aplastamiento de las células mioepiteliales que envuelven a los alvéolos mamarios dio un 18 % más de leche y grasa que si no se estimula. Usar agua de calidad y con presión.
2)-Secado de los pezones con papel absorbente reduce el conteo de unidades formadoras de colonias a un 87 %.
3)-Colocación de las pezoneras, las cuales deben tener un recambio completo dentro de las 2.000 vacas ordeñadas.
4)-Retiro de las pezoneras y colocación de un sellador en la punta de cada pezón, pues el efinter queda abierto unos segundos después del ordeñe y es via de entrada de gérmenes.

Lavado de la ordeñadora

En ordeñadoras con línea de leche el volumen de agua a utilizar depende de la línea de leche+línea de lavado+el recibidor+la adición de 4 litros por cada unidad de ordeño.
Se debe utilizar un 35 % de solución de lavado de la capacidad de agua total. Se utiliza una solución alcalina después de cada ordeño y una solución ácida cada 7 días con agua caliente (60-65 ªC) ya que reduce en 4,5 veces el recuento de bacterias totales, en 3 veces el de coliformes, en 29 veces el de psicrotrofas y en 4,5 veces el de termodúricas.
En caso de tener agua dura se debe incrementar las dosis de los detergentes.
Por último, realizar un buen enjuague de toda la línea de leche y tener en cuenta que los detergentes no produzcan inhibición.

Mastitis

Es la inflamación de la glándula mamaria causada por agentes bacterianos y por eso es una enfermedad infecciosa.
Está determinada por la presencia de las células somáticas y altera la composición de los componentes de la leche y una reducción de la producción de leche.
También influyen en el recuento de las células somáticas la edad de la vaca, estadio de lactación, pezones dañados, traumatismo de la ubre, estrés, presencia de otras enfermedades.
Plantearse lograr las siguientes metas:
Recuentos de células somáticas menor a 250.000
Vacas con mastitis clínicas hasta 4 %
Cuartos mamarios con grados N y T de 80 %
Cuartos mamarios con grado 1 de 12 %
Cuartos mamarios con grados 2 y 3 de 8 %
Mastitis clínicas en vacas secas de 0 %
Rechazo de vacas con mastitis crónicas menor al 4 %
Un programa de control debe apuntar a disminuir la duración de las infecciones, eliminar las infecciones y evitar nuevas infecciones.

Calidad bacteriológica

La leche recién extraída contiene variada microflora que proviene de infecciones intramamarias, superficie externa de la ubre, de la maquina ordeñadora, utensillos e instalaciones empleadas para su recolección y de la calidad bacteriológica del agua del tambo.
Las bacterias en leche están en relación directa con la temperatura y tiempo de conservación en el tambo. La no refrigeración de la leche favorece el desarrollo de la microflora mesofila que produce el agriado. Si se refrigera proliferan las bacterias y microflora fúngica psicrotrofa.
Las fuentes de contaminación son:
Del interior de la ubre = 300-4000 gérmenes/ml
Mastitis subclínicas = hasta 25.000 gérmenes/ml
Del ambiente = 1500 gérmenes/ml
Piel de los pezones = 15.000 gérmenes/ml
Equipo y elementos de ordeño = desde miles hasta millones.
Estan las bacterias coliformes que indican contaminación fecal, las psicrotrofas que se multiplican por debajo de 7ªC, las termoduricas que resisten temperaturas de 60-65ªC durante 30 minutos, bacillus que resisten la pasteurización y los clostridium que su hábitat es el suelo, tracto intestinal del hombre y animal, silajes,etc.

Refrigeración de la leche

El enfriamiento de la leche en el tambo conserva el producto en las mejores condiciones de origen, respetando sus cualidades organolépticas e higienicas. Llevan y mantienen la leche rápidamente a una temperatura constante de 4ªC. Igualmente las bacterias psicrotrofas que se desarrollan a bajas temperaturas si están presentes inicialmente por falta de limpieza en el ordeñe, se van desarrollando y elaborando enzimas proteolíticas y lipoliticas, siendo temibles para las industrias ya que resisten la pasteurización y esterilización.
Para evitar esto el recuento de las bacterias psicrotrofas debe ser no mayor a 500/ml de leche.
La refrigeración a 4ªC mantiene el numero de gérmenes en leche constante durante 48 horas, después se produce una elevada tasa de crecimiento.-
(*) Ingeniero Agronomo Rodolfo Berca, matrícula profesional 10.251, con experiencia en producción de leche, producción de carne y agricultura, celular 3492650398.

Te puede interesar