Prisión preventiva sin plazos para un "rebelde" sin causa“

Sucesos 09 de febrero de 2019 Por
Es un individuo de Frontera a quien ya intentaron en dos oportunidades sentarlo ante un estrado judicial para un juicio oral y público. Nunca se presentó. La última vez argumentó que no tenía ropa ni calzado. Ahora se le terminó la libertad.
audiencia manzanelli 1
Al juez Mognaschi se le terminó la paciencia y decretó la preventiva. - Castellanos

Fabio Rubén Manzanelli es un hombre oriundo de Frontera, próximo a cumplir 30 años. Está acusado de haber cometido un robo a mano armada, calificado jurídicamente como "robo calificado por el uso de arma de fuego", y además por tenencia indebida de arma de fuego de uso civil. En dos oportunidades intentaron llevarlo a juicio oral y público para que responda a esas imputaciones: primero en marzo del año pasado y luego en noviembre. Hay que recordar que para que un caso llegue a la instancia de juicio oral y público pasan varios meses. De hecho, los delitos que se le imputan a Manzanelli fueron cometidos en 2016.
A Manzanelli la Dra. Cristina Fortunato le había otorgado medidas alternativas (luego de haber cumplido un plazo de prisión preventiva) a la espera del juicio. Pero en el período en que debía presentarse todos los viernes a firmar la planilla correspondiente en el Juzgado de Pequeñas Causas de Frontera, Manzanelli no aparecía casi nunca: solo uno de cada diez viernes. Y cuando lo fueron a buscar para que compareciera por la fuerza pública (en el juicio de noviembre), Manzanelli ni siquiera atendió a los policías: les hizo decir por su madre que no tenía ropa ni calzado para asistir a las audiencias.
Ante todo ello, al fiscal Guillermo Loyola se le terminó la paciencia y pidió la preventiva sin plazos del imputado.
En una audiencia cautelar llevada adelante este viernes, en menos de media hora el juez Alejandro Mognaschi resolvió dictarle la prisión preventiva sin plazos. Y se terminó la libertad del rebelde.

Otra imputativa

En tanto ayer también, pero desde el mediodía, se desarrolló otra audiencia imputativa que fue presidida por el juez Osvaldo Carlos, actuando como fiscal Gustavo Bumaguin y como defensor Carlos Flores.
En la ocasión se sentó en el banquillo de los acusados un individuo de la localidad de Humberto Primo a quien el representante del Ministerio Público de la Acusación le endilgó varios hechos relacionados con violencia de género y también el no haber respetado una medida de prohibición de acercamiento a su exmujer.

Te puede interesar